Betto Sibaja, Oaxaca

Fotografia: Marta Truscia 

rati2

Como un ícono de la postmodernidad, La boina originalmente es una prenda elegante que se ciñe en el cráneo. Tradicionalmente se asocia con la indumentaria militar como tocado masculino, pero en la ampliación cultural contemporánea la boina se ha convertido en una moda unisex. Durante el siglo xx la boina quedó asociada a la bohemia artística francesa, parisina y existencialista más tarde.

beat1

Tanto adorada como rechazada la boina es un accesorio que puede hacer parecer a una persona un tanto pretenciosa o incluso llegar a convertirse en un icono subversivo, por ende el significado de la boina es muy polifacético. Comercializada hasta la médula de todo tipo comercial, la prenda ha sobrevivido al paso de los años llegando a tener un significado del esnobismo.

beat2

En el nacimiento de la época de la generación beat en los años 40s en Estados Unidos, jóvenes creadores artistas y escritores influenciados por la inspiración de la música jazz adoptaron una moda que después se convertiría en transgresora y bohemia llevada a cabo por los escritores tales y como Jack Kerouack, John Clellon holmes, Allen Ginsberg, Timothy Leary, Neal Cassady y William Burroughs. En la moda habría una fusión con el modo de vestir llamado “Ashton” y como consecuencia daría nacimiento a los mejor conocidos como “beatniks” quienes llevarían como estandarte una boina.

beat3

“Beatnik” es un término que se puso de moda en 1958 lo inventó el periodista Herb Caen, con el fin de parodiar y referirse despectivamente a la generación beat y a los que seguían esta doctrina. Este término surgió pocos meses después de que se publicara una de las más emblemáticas novelas del siglo xx en el camino “on the road” por el escritor Jack Kerouac. Se fusionaron las palabras “beat” y “Sputnik” que fue el primer satélite artificial y había sido lanzado por la Union soviética seis meses antes, convirtiéndose en un símbolo, tanto del poderío soviético como de la amenaza de destrucción nuclear de los EE. UU.

beret

En el toda la situación de la Guerra fría, debido a lo cual desató una ola de temor masivo entre los estadounidenses. Al vincular a la Generación Beat con el Sputnik soviético, el objetivo era mostrarla como “no americana” (no estadounidense).

beatkion

Los escritores rechazaron el apodo despectivo pero fue rápidamente distribuido por los medios de comunicación, aplicándolo a un estereotipo juvenil distinguible por la forma de vestirse y arreglarse que se hizo moda. Que lo relacionaba por la holgazanería y el desenfreno sexual, violencia y vandalismo. Los Beat como consecuencia de esto Beatniks se diluyeron en la segunda mitad de los años sesenta inmersos en las problemáticas contraculturales, junto con los hippies, rock y la revolución sexual.  

beat4

La concepción de la prenda de la boina como elemento intelectual viene dado a que muchos personajes famosos del siglo veinte han usado uno como en el caso de escritores como “Simone de Beauvoir”, “Ernest Hemingway” a actrices como la talla de “Brigitte Bardot” o “Faye Dunaway”. En el caso de Dunaway la boina se concibe dentro de la cultura pop como sinónimo de rebeldía gracias a su papel en la película de Bonnie y Clyde.

boni

Todos se adueñaron de la boina en los 70, la transformaron en un símbolo contracultural y consiguieron arrancarle su carácter más romántico haciéndolo que transgrediera en la línea más revolucionaria. Podemos encontrar personajes como Johnny Rotten de Sex Pistols que lo combina con la chaqueta bondage de Vivienne Westwood,  Debbie Harry y la groupie Nancy Spungen.

kiole

De esta manera en la contracultura Punk la boina no solo tuvo su representación, sino que también en el universo ‘harajuku’. Donde las chicas japonesas apuestan por versiones más llamativas y estampadas de lo que estamos acostumbrados a ver en un estilo donde las customizan con todo tipo de complementos, pins y demás imaginería.  Actualmente las subculturas han muerto, pero entre tanta reivindicación y resurgimiento se mezcla todo tipo de tiempo vintage con gorros personalizados que buscan de alguna manera sacar la personalidad que todos llevamos dentro.

A continuación les dejamos un poco de la música del movimiento beat y beatnik del jazz